29 de Marzo de 1962, se produce el cuarto golpe de Estado del siglo XX en la Argentina.

Las Fuerzas Armadas derrocan a Arturo Frondizi, once días después de las elecciones en las que el peronismo había competido y ganado en la provincia de Buenos Aires con Andrés Framini. La anulación de los comicios por parte del líder desarrollista no aplacó los ánimos golpistas. Frondizi es detenido y enviado a la isla Martín García, y se produce una comedia de enredos: el general Raúl Poggi, jefe del Ejército, no puede asumir la presidencia porque el ministro de Defensa, Rodolfo Martínez, habla con uno de los ministros de la Corte Suprema, Julio Oyhanarte, y ambos hacen jurar al presidente provisional del Senado, José María Guido. Éste seguía a Frondizi en la sucesión desde que a fines de 1958 renunciara el vicepresidente Alejandro Gómez. Guido gobernará hasta las elecciones de 1963, en las que se impone Arturo Illia con el peronismo proscripto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

×