Cada 1 de agosto se celebra el Día de la Pachamama o el Día de la gran Madre Tierra.

Considerada la diosa de la fertilidad y de la tierra. En esta celebración se agradece, pide y bendicen los frutos que la Tierra ofrende. Es costumbre tomar una copa de caña con ruda para alejar los maleficios, tener buena suerte y salud. Esta veneración es quizás la más antigua de la región andina suramericana.