El 21 de agosto de 1946, la Cámara de Senadores aprobó el voto femenino.

Luego, el 9 de Septiembre de 1947, se sancionó la Ley 13.010 de “Derechos Políticos de la Mujer”, que señala la incorporación formal de las mujeres argentinas en el ámbito político.

El 23 de septiembre Eva Perón debutó como oradora en el balcón de la Casa Rosada, lo haría para hablar ante una multitud convocada por la CGT que celebraba la obtención el voto femenino. Aquella voz inconfundible dijo entonces: “Mujeres de mi patria: recibo en este instante de manos del gobierno de la Nación la ley que consagra nuestros derechos cívicos.” Y remarcó que se trataba de una “..victoria de la mujer sobre las incomprensiones, las negaciones y los intereses creados de las castas repudiadas por nuestro despertar nacional”.