El 23 de julio de 1919 nació en Buenos Aires Héctor Oesterheld, uno de los artistas con mayor trayectoria de la historieta argentina, autor de “El Eternauta”.

Héctor Germán Oesterheld (Buenos Aires23 de julio de 1919 – desaparecido por la última dictadura argentina en 1977​ y asesinado por los militares en 1978),​ fue un guionista de historietas y escritor argentino, a menudo citado como HGO. Escribió numerosos relatos breves de ciencia ficción y novelas, y publicó en revistas como «Misterix«, «Hora Cero» y «Frontera«, siendo sus series más conocidas Sargento KirkBull Rocket y sobre todo El Eternauta, la que es considerada su obra maestra.

La obra más temprana de Oesterheld, en la década de 1950 y principios de los años ’60, contiene sutiles críticas al capitalismo, el colonialismo y el imperialismo. A medida que transcurre la década su compromiso político aumenta y su ideología se vuelve más fácilmente reconocible: realiza junto a Alberto y Enrique Breccia una biografía en historieta sobre el Che GuevaraVida del Che, publicada en 1968,​la cual fue secuestrada y destruida por los censores de la dictadura cívico-militar que gobernaba entonces.4​Luego completa una nueva versión más políticamente cargada de El Eternauta en 1969, con dibujos de Solano López, como en la obra original.

Su compromiso político aumenta aún más durante la década de 1970, lo cual se refleja tanto en su decisión de unirse a la agrupación guerrillera Montoneros como en los guiones de sus últimas obras, destacándose particularmente el caso de El Eternauta II (de nuevo ilustrada por Solano López), la cual debió finalizar mientras se ocultaba en la clandestinidad. En 1977 fue secuestrado por las fuerzas armadas durante la última dictadura cívico-militar argentina y fue visto por última vez en un centro clandestino de detención. Desde entonces pasó a formar parte de la lista de detenidos-desaparecidos víctimas del terrorismo de Estado en Argentina.

El legado de Oesterheld es amplio: es uno de los artistas de trayectoria más extensa de la historieta argentina, su influencia se extiende a artistas de nuevas generaciones y diversos medios, y es considerado informalmente como uno de los «padres» de la historieta argentina moderna.