Fallece en La Plata, Samuel A. Lafone Quevedo.

Arqueólogo y lingüista, autor de Tesoro de catamarqueñismos allá por el año 1898, precursor de los estudios folklóricos argentinos. Fue director del Museo de La Plata.
Estudió en Londres y a su regreso se radicó en Córdoba. Nació en Montevideo , República Oriental del Uruguay, el 28 de febrero de 1835.

Su padre era el inglés de origen hugonote Samuel Fisher Lafone y su madre la argentina María de Quevedo y Alsina. Estudió en Inglaterra graduándose de magister artium, bachillerato en humanidades. De regreso en América se estableció en CatamarcaArgentina, quedando a cargo de la empresa minera de su padre y posteriormente de una propia formada con la venta de esta.

Estudió profundamente la historia indígena de la zona. Fue el descubridor de las Ruinas de Quilmes y autor de la obra Londres y Catamarca donde asentó los resultados de sus investigaciones. Además estudió la filiación de los indios juríes (lules y toconotés apodados «surís» o ñanduces por los invasores quechuas), realizó investigaciones filiatorias de la población indígena lugareña y fundó escuelas para indios en Catamarca y otras para huérfanos y carenciados.

A finales del siglo XIX regresó a Buenos Aires (Argentina), quedando a cargo del Museo de La Plata y de la Facultad de Ciencias Naturales de la Universidad de La Plata. Recibió varios reconocimientos por su trayectoria, un Doctorado Honoris Causa de la UBA incluido. En este período se dedicó además a publicar los resultados de sus investigaciones en varias revistas científicas.